Don Roberto, panes artesanales / Pucusana

Siguiendo la tradición que inauguró hace buen tiempo Tambo Rural, la milagrosa pascana de las pampas del balneario de Santa María, Don Roberto, panes artesanales y bastante más abrió sus puertas hace algunos meses para consolidar una propuesta que se hace cada día más fuerte en la ruta sur: la de los hornos a leña repletos de panes artesanales listos para  darle los buenos días a los paseantes camino a las playas del sur y a los viajeros de todo tipo.

Tome nota: Panamericana Sur, kilómetro 56,8, antes de ingresar al grifo Petro América a un pasito de la garita de control de Pucusana. Un local amplio, limpísimo, bioseguro, decorado con sobriedad  en extremo, con baños relucientes. Nueve mesas, un patio amplio, una ramada, tres hornos de barro y un enjambre de mujeres repartiendo a diestra y siniestra los panecillos que salen de las brasas para estremecer las papilas gustativas de los parroquianos de ocasión…

Ojo, cuando hablamos de panes artesanales debemos hablar de un pan que solo lleva agua, sal y harina, cuya masa ha sido trabajada con paciencia –después de haber reposado lo suficiente- por manos precavidas y respetuosas de una tradición que llegó de la vieja Europa con las huestes de Pizarro.

Y que en estas tierras alcanzó cumbres que nos toca celebrar…

El panadero Andrés Ugaz que de peruanísimos panes sabe mucho ha registrado 120 variedades de panes pero deben ser trescientas o tal vez cuatrocientas las que se elaboran con amor y mucha destreza en este país de infinitos hornitos de piedra o de barro como éste que suelo visitar cada vez que pongo proa en dirección al sur…

Festival de panes y sabores

En Don Roberto el que se bate con mayores bríos es el que llamamos chapla, una invención de los panaderos de Ayacucho que desde tiempos de la Colonia se suele amasar y presentar, calientitos, como dios manda. Roberto García, el timonel de este horno delicatesen los entrega  en maridaje casi perfecto con cabanossis, aceitunas, quesos paria, paltas y jamón. Ñummm, calientitos, despidiendo aromas como cancha a diestra y siniestra.

Café cargado de por medio, a veces un buen jugo de naranja, el preferido para mí suele ser el Pan relleno con cabanossi y queso paria, una delicia sin par en estos caminos. Pero sabrosos en extremo también son el Sánguche de pollo a la leña y su variante más ligth el Sánguche de palta con pollo. Los devoró en un santiamén.

Pero hay más en Don Roberto: el sanguchón de Chancho con camote es un clásico sureño que debe pedirse, si llegó en grupo y están dispuestos a comer como obispos, sí o sí y el Pan relleno con aceituna o el Pan relleno con jamón, queso y orégano son insuperables.

Amigos tengo que hacen la ruta, cualquier día de la semana, con la sola intención de llegar hasta el km 56,8 y sacarle la mugre al horno. Después, barriga llena y corazón contento, media vuelta y a Lima. El técnico Gálvez de la PNP, en cambio, prefiere detenerse bien temprano en Don Roberto antes de volver a casa con una bolsita llena de chaplas para que sus retoños lo quieran un poco más todavía.

¿Apuntó el dato, viajero? Si todavía no lo ha hecho, solo agregar que en este hornito bien abastecido con productos San Fernando también podrá encontrar tamalitos verdes, fugazas, chichita morada y las infusiones, por si no debe tomar café, que apetece. Eso sí, paciencia y buen humor, los sábados y domingos siempre habrán otros como usted haciendo cola para llevarse los sabores de un horno, varios hornos, que han hecho del desayuno carretero un homenaje al pan nuestro de cada día…

Buen viaje, buena mesa…

Don Roberto, panes artesanales
Panamericana Sur Km. 56,8 – Pucusana
(Entrada al Grifo Petro América
Teléfono 99290153
Instagram: @PanesArtesanalesDonRoberto
Facebock: @PanesArtesanalesDonRoberto


Si quieres que visite el servicio que prestas en este destino (o cerca de él)  porque es de calidad y toda confianza o tienes interés en darnos algún dato que no hayamos considerado escríbeme a conwilireano@gmail.com