José Yturrios: “El cacao es tan peruano como la papa y es el mejor del mundo”

Tomado de Perú 21

Mi opinión

Dicen que si te vinculas al cacao, ya no lo dejas. Dicen aquellos que lo aman que es una bendición de Dios.

Dicen que si te vinculas al cacao, ya no lo dejas. Dicen aquellos que lo aman que es una bendición de Dios. Y el cacao peruano es uno de los mejores, y José Yturrios Padilla no solo está orgulloso de ser llamado Míster Cacao, sino de apoyar a miles de cacaoteros en la sacrificada y amorosa tarea de llevar adelante este trabajo que muy pocos conocen.

¿Cómo empezó en el mundo del cacao?

Tuve un primer contacto hace casi 20 años, cuando trabajaba en el Proyecto de Reducción y Alivio a la Pobreza de USAID. Teníamos Centros de Promoción de Negocios en varias regiones, y conocí a exportadores, procesadores de cacao y organizaciones de productores. Con los socios productores de Cacaovrae y la chocolatera ICAM de Italia instalamos el primer centro de poscosecha centralizada de cacao. En 2013 pasé a formar parte de la Alianza Cacao Perú, iniciativa público-privada apoyada por USAID y que forma parte de la Ruta Alternativa de Devida. Hace casi ocho años que mi dedicación es al cacao exclusivamente y dicen que quien se vincula al cacao no lo puede dejar y creo que es así…

¿Qué significa el cacao para usted?

Siempre digo que el cacao es un producto bendecido por Dios. Crece en 16 regiones de las 24 que tiene el Perú, desde la ceja de selva hasta la selva baja, desde Tumbes hasta la selva de Puno. Es una planta muy noble; a partir del tercer o cuarto año produce los 12 meses y se cosecha cada 15 días, lo que permite a los productores tener ingresos de forma regular.

Y de nuestro maravilloso cacao tenemos chocolates de primera.

El consumo de chocolate crece a una tasa de 2% anual, hablamos de un mercado de 100 mil millones de dólares, y no hay un sustituto del cacao para hacer chocolate. Tenemos la mejor oferta del mundo y una demanda que va a seguir creciendo. Ojo al dato: aún la mitad del mundo en Asia no come chocolate…

¿Cómo ha sido la pandemia para los cacaoteros?

Difícil. Nos dedicamos a averiguar con expertos y compradores cómo había impactado el COVID en el consumo de chocolate y qué habría en el futuro inmediato. El resultado mostró que el consumo de chocolate se mantuvo y en algunos países de Europa –el mayor consumidor de chocolates del mundo– incluso aumentó. Esto ha hecho que los precios del cacao se mantengan en niveles buenos para el productor. Nuestra tarea fue difundir estos hallazgos entre los participantes de la cadena de valor de cacao-chocolate en el Perú y con ello mantener o recuperar la confianza en el producto.

¿Cómo trabajan los cacaoteros en el Perú?

Los productores de cacao con los que trabajamos en la Alianza Cacao Perú tienen en promedio una parcela de 12 hectáreas, de las cuales tres hectáreas en promedio son destinadas al cultivo de cacao: 1 o 2 ha son para cultivos de pan llevar, 3 ha de pastos y el resto es bosque secundario y primario. Casi el 50% de sus ingresos proviene del cacao y le dedican el mayor tiempo de trabajo. El cacao necesita de temperaturas de entre 24° C y 34° C para crecer óptimamente, por lo que los cacaoteros viven en zonas muy calurosas y para lidiar con la temperatura se levantan a las 6 a.m.

¿Por qué le dicen Míster Cacao?

Esto surgió en un evento en el que el Dr. Luis Torres, presidente ejecutivo de Promperú, gran amigo, me llamó Míster Cacao. Bromeó con la vehemencia con la que trataba los temas del desarrollo del cacao en nuestro país. No creo merecer ese calificativo pues los verdaderos Míster Cacaos son los 100 mil productores que día a día mantienen en producción las casi 200 mil ha de cacao que tenemos en el Perú. Ellos son los verdaderos héroes de la cadena de valor del cacao-chocolate en el Perú.

¿El cacao tiene el real valor para los peruanos que se merece?

Perú es la cuna del cacao, el Perú tiene la mayor biodiversidad de cacao en el mundo, 6 de los 10 clusters existentes de cacao en el mundo crecen en la Amazonía peruana. Somos el país más rico en diversidad de cacao en el planeta; sin embargo, no le hemos sacado todo el provecho posible aún. Si bien nuestras exportaciones de cacao procesado, es decir manteca, polvo pasta y chocolate, han crecido a un ritmo de 10% anual en los últimos 10 años, el potencial del Perú en cuanto a diversidad es enorme. Perú debería ser el proveedor de cacao gourmet a todas las grandes chocolateras del mundo.

Comemos chocolate y a veces no sabemos nada de cacao.

El origen peruano del cacao debería figurar en todos los libros de educación en los colegios y universidades.

¿Cuál es la satisfacción personal que le da el cacao?

Saber que a través de la Alianza Cacao Perú estamos contribuyendo a que miles de productores mejoren sus condiciones de vida, salgan de la pobreza y de la economía ilegal de la coca. Nada de esto sería posible sin apoyo técnico y financiero de USAID.

¿Qué les diría a las personas que han dejado productos no legales y que viven del cacao?

Han tomado la decisión correcta; vivir en el temor en un medio sin reglas ni leyes como es el narcotráfico no es una vida que uno pueda ofrecer a sus hijos.

¿Qué debería significar para los peruanos el cacao?

El cacao es tan peruano como la papa, y tenemos el mejor cacao del mundo. Debería ser motivo de orgullo para todos los peruanos que uno de los productos más queridos y consumidos en el mundo, como es el chocolate, tenga en su insumo principal un origen peruano.

Más datos:

“Desde hace ocho años soy el director nacional de la Alianza Cacao Perú, una iniciativa pública privada apoyada por USAID y que forma parte de la Ruta Alternativa de Devida. Atendemos a más de 20,000 productores cacaoteros, y es un orgullo”.

 “Trabajo en las regiones de San Martín, Huánuco, Ucayali y Pasco, con el objetivo de mejorar los ingresos de los caficultores a través del aumento de la productividad, la calidad, el acceso a financiamiento y la promoción de la inversión privada”.

“Nací en 1959, tengo 61 años de edad, estoy felizmente casado, tengo dos hijastros, soy economista de la Pontificia Universidad Católica del Perú y tengo una maestría en Economía de Iowa State University en EE.UU. Me llaman Míster Cacao”.