[PRIMICIA] Con ustedes el oso dorado de Corosha

Michael Tweddle, texto y fotos. Revista Somos

osodeanteojos

Qué suerte la del experimentado fotógrafo Michael Tweddle. Qué suerte la de los comuneros de Corosha, en Amazonas. Qué suerte y qué ganas de hacer las cosas bien la de los investigadores de la asociación Yunkawasi, la institución que fundara la recordada Fanny Fernández Melo. Qué suerte la de todos ellos de vivir tan cerca a un oso de anteojos dorado, único en el mundo. No me cansaré de decirlo, son estas las noticias que hay que celebrar.

En fin…el más reciente safari fotográfico del naturalista Michael Tweddle corroboró un secreto a voces: los osos de anteojos que habitan los bosques achaparrados de Corosha no solo se encuentran en buenas condiciones sino que viven con un individuo formidable, único en el mundo, el oso dorado del ACP Hierba Buena –Allpayacu. Un verdadero milagro.

Bastó que la bióloga Fanny Cornejo, de la Asociación Yunkawasi e investigadora de la vida silvestre, me comentara que un oso de anteojos andino (Tremarctos ornatus) de color raro había sido fotografiado a la distancia en el área de acción  del proyecto de conservación de esa comunidad, en las montañas del departamento de Amazonas, para que yo hallara la excusa perfecta para empacar cámaras y siguiera mi instinto. Con ella he trabajado en proyectos relacionados con monos de extinción en esa región, que alberga una importante área de concentración de biodiversidad en los Andes Tropicales de América del Sur.

002_mtf_0086_corosha

Área de Conservación Privada Hierba Buena – Allpayacu. Cpmunidad campesina de Corosha, Amazonas

Tras cuatro horas de trocha cuesta arriba, acompañado de Lucas Vera y Sixto Vásquez, conocedores guías locales, llegamos a este impresionante paisaje de montaña mágica con aire puro. Un lugar prístino de la comunidad campesina de Corosha, ubicada a dos horas de la ciudad de Chachapoyas, que administra el Área de Conservación Privada Hierba Buena – Allpayacu. Sus 220 familias decidieron proteger sus cabeceras de cuenca por asamblea comunal desde el 2001. Yunkawasi los apoyó en la obtención del reconocimiento legal en el 2011 y se declararon como ACP. Actualmente buscan expandirla para incluir la zona de osos.

He sido afortunado al fotografiar y contemplar osos grizzly en Alaska y Yellowstone (Wyomin, Estados Unidos), y vivir  unos años en las montañas Apalaches, al borde de las Smoky Mountains (Tennesee, EE.UU.), rodeado de osos negros. Sin embargo, el de anteojos de mi natal Perú siempre fue un misterio, un animal difícil de encontrar y más aún de fotografiar en forma silvestre. Finalmente, no muy lejos de donde iniciamos el recorrido me encontré cara a cara con esa búsqueda personal; y no fue uno, fueron cinco osos de anteojos en la libertad de su hábitat. Y puedo decir que tres a una distancia muy corta.

Hubo uno en especial y con espíritu dorado propio que me brindó esa pasión que todo buen buscador y retratador de fauna ansía. Es esa conexión que nos comunica visualmente con el silvestre y permite contemplarlo en ese límite que él mismo otorga, en el cual la adrenalina fluye a mil y el animal decide hasta dónde uno debe llegar, y ni un centímetro más. Es el momento en que dos especies miden su distancia: uno, local; el otro, un visitante. Un momento en el que la comunicación visual lo es todo al estudiarnos mutuamente.

15355559_1147219038647787_4789219675121760735_n

El oso dorado registrado por Tweddle es el primer reporte de esta variación de color en un oso de anteojos andino en el mundo

Este no es un oso de anteojos negro común. Estaba frente a un auténtico y desconocido oso de anteojos andino dorado. Inmediatamente saltaron mis recuerdos de niño del famoso Oso Paddington, historia escrita por el inglés Michael Bond a cerca de ese simpático oso dorado de los Andes peruanos. Nunca había visto un albino o leucístico (por la presencia de parches de pelaje sin coloración  o de una tonalidad diferente de la normal) en esta especie. Según la bióloga Cornejo y el resto del equipo científico de Yunkawasi, se trata del primer reporte de esta variación de color en un oso de anteojos andino en el mundo. Gracias a este hallazgo, hoy todos los habitantes de la comunidad de Corosha, orgullosos de tener un oso de anteojos único en su especie, lo han adoptado como un símbolo vivo que deben proteger y conservar.

Una nueva oportunidad

Bajo el esquema de protección de bosques, cuencas y especies animales en peligro de extinción que funciona en el ACP Hierba Buena – Allpayacu, ya se ha logrado rescatar al mono choro de cola amarilla (Lagothryx flavicauda), que estuvo incluido en la lista roja de la Unión Internacional ára la Conservación de la Naturaleza (UICN) como uno de los 25 primates en mayor peligro en el planeta. También está fuera de amenaza el poco conocido mono andino nocturno (Aotus miconax(, además de unas 200 especies de aves. Las prácticas amigables con el medio ambiente –como dejar de cazar animales amenazados o quemas los pastos naturales o jalcas (ecosistema de altura con matorrales achaparrados y vegetación herbácea)- ponen a los habitantes de Corosha como ejemplo frente a las comunidades vecinas. Mientras tanto, siguen investigado a sus osos andinos.

004_mtr_7125_yellow_tail

El mono choro de colo amarilla es el mono más grande del Perú y endémico de los bosques montanos de Amazonas y San Martín, fue redescubierto en 1974.

Cifras
2282 hectáreas de bosque montano prístino son protegidas por la comunidad de Corosha.

8 ejemplares de osos de anteojos se han reportado y son observados diariamente por investigadores y visitantes.

50 monos choro de cola amarilla adultos distribuidos en siete grupos registra el último censo en la zona.

221 especies de aves se han registrado, cinco de ellas endémicas y amenazadas de extinción: lechucita bigotona, colibrí cola de espátula, tirano Todi de Johnson, colibrí real y tororoi de frente ocrácea.

Cómo llegar:

Tres horas eparan Jaén de Corosha (en movilidad). De Corosha se camina por trocha cuatro horas hasta Copal (zona de los osos. Operador: tweddlefoto.com/photosafaris.php

Entre agosto y abril se observan los osos (contacto: www.corosha-peru.org

Importante:

La presencia de tantos osos es posible debido a la abundancia de recursos alimenticios y a la sensación de seguridad que los animales sienten en el territorio de Corosha. A ellos nadie los fastidia. Se les puede observar alimnetándose tranquilamente de las plantas conocidas como achupallas y puyas (familia Bromeliaceae), muy abundantes en Copal.

http://www.yunkawasiperu.org/acp-hierba-buena—allpayacu.html

006_mtr_6183_miconax

Mono andino nocturno (Aotus miconax), una de las tres especies endémicas de mono en Perú. La tercera es mono tocón (Callicebus oenanthe).