Viajero de la Semana
Por Tito Cornejo Crosby

Tito Cornejo: “Viajo para ser feliz”

11036084_870548289684135_4504329995709559251_n

Afortunada generación la de estos muchachos que recorren el Perú con tanto afán, con tanto asombro y con tantas certezas de lo que están haciendo. La mía, en cambio, tuvo que arriesgar más de la cuenta para poder apreciar las infinitas bellezas de un país envuelto en llamas. Conocí a Tito Cornejo Crosby, émulo de un grande como Walter Wust, en el Callejón de Conchucos, Ancash desde entonces le sigo los pasos; viajeros como él necesita a gritos este Perú que nos sigue subyugando a pesar de tanto…

Comencé a viajar por el Perú cuando era muy chico, pero sin salir de Lima. Miraba en mi casa las fotos de Walter Wust en esos grandes libros que cada cierto tiempo le llegaban a mi papá, y así sentía estar viendo el amanecer en la Cordillera Huayhuash, o los contrastes entre el mar y el desierto de la Reserva Nacional de Paracas.

Me imaginaba viajando al río Candamo, en lo que hoy es el Parque Nacional Bahuaja Sonene, en Puno, junto a Melo, Mañuco y Mishaja, queriendo ser como ellos. Esa pasión por la naturaleza  transmitida en cada foto de Walter y en cada capítulo del documental de Candamo me llegó muy fuerte, y fue mi primera gran inspiración.

11045001_10155264879210623_1507568446709675845_n

Viajo para conectarme con la naturaleza. Tengo 27 años y desde que terminé el colegio, con una interrupción de un año en el que viví fuera del país, he podido hacer 69 viajes por el Perú (los tengo contados en un cuadro de excel para no olvidarme) en busca de esa conexión que me hace sentir muy bien. No me gusta buscar explicaciones profundas, creo que todo es más simple de lo que pensamos. Me apasiona la naturaleza y listo, viajo para ser feliz.

Siempre he encontrado el tiempo para salir de la ciudad y explorar una ruta nueva. Para planificarme, me gusta mucho usar Google Earth, una herramienta que desde siempre me ha servido muchísimo para encontrar lugares, ver cómo llegar y luego mandarme con mi cámara.

Es así como, poco a poco, mis fotos fueron mejorando hasta llegar al límite de quien no tiene idea de cómo usar realmente una cámara profesional. Y felizmente me han servido para hacer algunas exposiciones, para publicarlas en ciertos medios e incluso en dos libros en los que participé como coautor. Para quien quiera darles una revisada y hacerse una idea de mis viajes por el país, las puede encontrar en flickr.com/titocornejocrosby.

10942626_10155161954335363_1509492463967445191_n

Explorar el lado natural del Perú me abrió los ojos. Me hizo darme cuenta de que el sistema en el que vivimos pone en peligro nuestra propia fuente de vida y me motivó a combinar esa pasión con mi carrera profesional. Es así como, luego de terminar la carrera de Administración y trabajar varios años en proyectos de conservación y desarrollo sostenible, me fui a Nueva York a hacer una maestría en Gestión de Sostenibilidad. Luego de un año de haber vuelto, estoy trabajando en una empresa que apunta a contribuir con la conservación y el desarrollo sostenible de la Amazonía peruana, lo que me permite recorrer regiones como San Martín, Huánuco y Ucayali.

Todos estos años de viajes, aprendizajes y decisiones arriesgadas me han hecho quien soy el día de hoy, y seguirán haciéndolo probablemente por mucho tiempo más. Cada vez veo menos común encontrar personas con pasiones tan marcadas. Siento que tengo mucha suerte. Es como un motor difícil de explicar que te empuja día a día a descubrir nuevos lugares y a lograr lo que te propones.

11012183_10155716596185623_505587550695018829_n