Manolo del Castillo: “Se tiene que reenfocar el turismo hacia la naturaleza”

Diana Aguirre para diario Correo

Mi opinión

Admiro el trabajo de Manolo Del Castillo a quien por cierto sigo desde que se lanzó al ruedo de hacer buena televisión en tiempos en el que viajar por el Perú era pasión de algunos iconoclastas.

Hace unos días el buena nota de Manolo dejó en mi muro de Facebook un “felicidades eterno y entusiasta viajero” por mi cumpleaños que valoro por venir de quien viene: uno de los periodistas más enchufados con el vibrar del país más profundo que nos negamos a recorrer como se debe.

La entrevista que les dejo acaba de publicarse en Correo a propósito de los veinte años de REPORTAJE AL PERÚ, el icónico programa que conduce en TV Perú. Pienso como él: la coyuntura producida por el malhadado COVID-19 debe servirnos para repensar nuestros modos de viajar y de una vez por todas convertir a la naturaleza del país que habitamos en el gran destino por conocer. Ojalá que nos alineemos en ese esfuerzo. Feliz aniversario amigos de “Reportaje al Perú”, la están haciendo… se agradece.

A Manolo del Castillo le encanta viajar porque eso lo hace sentir vivo. Ese es uno de los motivos por el que se ha mantenido desde hace 20 años al frente de “Reportaje al Perú”, programa de turismo y aventura que invita a los televidentes a recorrer el país. En el mes de aniversario del sintonizado espacio de TV Perú, diario Correo entrevistó a su intrépido conductor, quien nos contó sobre los inicios del programa, el aprendizaje que adquirió como reportero de viajes, entre otros temas.

Has estado al frente de “Reportaje al Perú” desde el primer programa, ¿cómo te llegó esta oportunidad?

Julián Cortez, quien era el gerente de prensa de TV Perú en el 2000, tuvo la idea de crear el programa y convocó a un grupo de reporteros que tuvieran interés en viajar. Entonces tres o cuatro equipos nos apuntamos y así se formó el grupo inicial de “Reportaje al Perú”. Todos los equipos salíamos en simultáneo a un lugar del país. Así fue por dos años, luego cada uno tomó otro camino y el único que quedó fui yo.

¿Cómo ha sido la evolución del programa en estos 20 años al aire?

Al principio era como un texto escolar o revista en que se mencionaba lo que había en cada región del Perú. Hablábamos del estado de la carretera, de las obras del alcalde, de los bailes y comidas típicas, todo era cuadriculado. Ahora no solo mostramos sitios arqueológicos, sino también áreas naturales protegidas, la ruta de un personaje, es muy variada la temática del programa.

¿En base a qué se escogen los destinos?

En un pequeño porcentaje vamos a sitios clásicos como el Cañón del Colca, Machu Picchu, etc. La mayoría de veces procuramos buscar destinos desconocidos o que todavía no están promocionados. Queremos mostrarle al público, a las autoridades del lugar y empresarios el potencial turístico que hay.

¿Qué es imprescindible hacer cuando se está de viaje?

Cuando se viaja se debe tener contacto con la gente del lugar, eso te enriquece y te hace sentir más vivo porque compartes y aprendes. No es solamente ir para tomarte la foto sin interesarte por quienes viven en la zona. Hay que tener empatía, hay que llegar a hacer amigos, por eso el programa también ha calado en el público.

¿Cómo se puede reflotar el turismo nacional tras la pandemia?

Por instinto la gente va a querer encontrarse con la naturaleza y el Perú es rico en ella, entonces hay que explotar eso. Los pequeños emprendedores, la gente de los pueblos, los empresarios tienen que reenfocar el turismo hacia la naturaleza. Una idea genial sería que el Estado promocione el turismo en las áreas naturales protegidas que en el país son más de 80.

¿Por qué es necesario tener un espacio como “Reportaje al Perú” y qué has aprendido como su conductor?

El programa tiene varios objetivos: entretener, servir como una guía de viaje y permitir que el peruano conozca su país y su gente a través de las pantallas. He tenido la suerte de conocer muchas caras del Perú y eso te enriquece como persona.

Perfil

Manolo del Castillo es periodista. Trabajó en “Panorama” y “Confirmado”. En 2015, Sernanp lo nombró guardaparque honorario por su contribución al cuidado del medio ambiente a través de la difusión de las riquezas naturales del Perú.